29 feb. 2012

¡feliz nueva TU!




La publi que puede ofrecerte una empresa que sigue tirando de flyers de papel con una gráfica espantosa ya, de entrada, no apetece. La cosa empeora cuando leo... 
"CURVES. ¡Feliz nueva TU!".

Claro, para chicas, Curves. Toda una declaración de intenciones y además, "Divinity" estaba cogido. Este gimnasio presume de ser N1 mundial en ejercicio para mujeres. ¡Horror! ¡Hay más! ¡No es un despropósito aislado! Quisimos colegios mixtos y ahora nos ofrecen... ¡gimnasios diferenciados! (Nótese, de paso, que para que algo sea mixto tiene que reunir dos cosas diferentes, como el queso y el jamón de un sandwich. Empezamos mal, la modernidad o está mal formulada o no era tan moderna).

Según dicen, es un método de ejercicio único en 30 minutos. No es una cuestión de tiempo porque sino sería un gimnasio para "gente con poco tiempo" y este es un gimnasio para mujeres. Entonces, ¿porqué sólo 30 minutos? ¿Se supone que a las mujeres no les gusta hacer ejercicio y sólo lo hacen por adelgazar? ¿Su biología se lo impide? No, no... claro, lo que pasa es que si haces más de 30 minutos ¡te sale músculo!... y los músculos, en un sitio como éste, deben ser una especie de travestismo. 

El panfleto (ya no es un flyer, es un panfleto) prosigue diciendo que a él acuden mujeres de todas las edades, y... también lo hacen aquellas que padecen de hernias, lumbalgias, osteoporosis, artrosis... ¡No me extraña que sea número uno mundial! Lo mismo sirve para una chica de 20 con complejos, para una treintañera con depresión o una cincuentona con hipertensión. Para rematar, dice que... "nunca estás sola, ¡siempre hay unA monitorA contigo!". Desde luego, el sitio en cuestión debe dar bastante miedito para querer quedarte sola... lo deben decir por eso ¿no?

Pronto me entero de que en Curves llevan muy al pie de la letra eso de "mens sana in corpore sano", así que también estimulan el intelecto y, para eso, cada tanto, una de las allí presentes debe dejar de hacer ejercicio para salir al centro y formular a sus compañeras (porque aquí también se fomenta eso de la solidaridad femenina)... ¡una pregunta de trivial! ¡Planazo! Y el día que se encuentran perezosas... ¡juegan a las películas! Sí, sí, ése en el que tienes que adivinar de cuál se trata.

En fin... sencillamente alucinante.